Odoo image and text block

Respuesta al mito del colesterol

El colesterol es necesario para la vida y el normal funcionamiento de nuestro organismo. Gran parte del que necesitamos es producido por el hígado, que regula su fabricación en función de las necesidades.

En el nivel de colesterol influyen factores como la predisposición genética y algunos hábitos no saludables (vida sedentaria, consumo de tabaco, estrés, etc).

En el control de la colesterolemia también influyen el aporte de vitaminas y minerales, el contenido en ácidos grasos y poliinsaturados y la relación entre ambos en la dieta tota.

El miedo al colesterol conduce a veces a medidas restrictivas en la dieta que pueden llevar a situaciones de desequilibrio nutricional.

Un huevo de tamaño medio contiene entre 214 y 220 miligramos de colesterol. Sin embargo, debido a su contenido en fosfolípidos, que interfieren en su absorción, este colesterol tiene poco efecto sobre el nivel de colesterol en sangre.

Por tanto, en personas sanas, el consumo de un huevo diario es compatible con una dieta cardiosaludable, cuidando que el consumo de grasa saturada y otras fuentes de colesterol no superen los niveles recomendados. Si usted tiene problemas de colesterol debe consultar a su médico.